La histeroscopia ginecológica es un procedimiento mediante el cual, se introduce en el interior del útero una lente que permite la visualización del canal cervical y de la cavidad uterina. En nuestro Centro Ginecológico Alborada, realizamos este tipo de prueba para poder establecer un diagnóstico preciso que nos ayude a conocer la existencia o no, de cualquier patología en dicha zona.

clinica ginecologica alborada

El procedimiento es mínimamente invasivo e indoloro. Por eso, tras la histeroscopia, suele ser poco frecuente tener molestias en la zona. En nuestra consulta ginecológica ubicada en Almonte y Lepe, nuestro equipo de especialistas en salud femenina, puede indicar su necesidad para el diagnóstico y el tratamiento de la cavidad uterina.

Histeroscopia, clave para el diagnóstico ginecológico precoz

Esta prueba se suele realizar de manera rutinaria durante la revisión ginecológica. De este modo, nuestros especialistas del área de Ginecología y Obstetricia pueden detectar de manera precoz cualquier anomalía. Y en el mismo instante, proporcionarte una solución inmediata que te ayude a preservar tu salud íntima.

Según la finalidad de la técnica se pueden establecer dos tipos de histeroscopia. Por un lado, la histeroscopia diagnóstica, que permite la exploración para poder descartar cualquier patología. En estos casos, se trata de un procedimiento ambulatorio y prácticamente indoloro, que proporciona una información fiable que nuestros especialistas en ginecología interpretan. Gracias a la observación directa del interior del útero y del endometrio, es bastante sencillo poder ofrecerle un diagnóstico prácticamente inmediato.

Por otro lado, también realizamos la histeroscopia quirúrgica. Mediante esta técnica, además de lograr la exploración, se puede tratar en el mismo instante posibles anomalías. En este caso, y si el especialista en ginecología de nuestra Clínica Alborada lo precisa, aplicará sedaciones o anestesia general en la paciente.

¿En qué casos se realiza la histeroscopia?

Acudir con periodicidad a consulta ginecológica es fundamental para el cuidado de la salud íntima femenina. Además de realizar esta prueba durante las revisiones, también suelen estar presentes cuando aparece alguna de estas patologías:

Cuando se trata de una histeroscopia quirúrgica esta puede estar programada por el especialista. Y solemos aconsejar que se realice a mitad de ciclo, evitando relaciones sexuales y baños de inmersión tras la intervención. Sin embargo, en la histeroscopia diagnóstica puedes volver a tu vida normal de inmediato, pues apenas existe dolor en la zona.

Visita nuestra Clínica Ginecológica Alborada ubicada en Almonte y Lepe para un diagnóstico, tratamiento y seguimiento individualizado. Nos preocupa tu salud íntima y cuidamos de ti durante las diversas etapas de tu vida. ¡Contáctanos!  

Histeroscopia: ¿conoces en qué consiste esta prueba ginecológica?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *